lunes, 30 de mayo de 2016

Un día cualquiera

Más o menos he instalado una rutina que va haciendo mella en las tomas y horas de sueño de mi pequeña. Aunque no siempre funciona.
Nos levantamos tarde... me da hasta corte decirlo pero... hay días que amanezco a las 10:30 de la mañana. Otra cosa no, pero aquí mi peque es igual de marmota que sus progenitores.(De momento) Ahora aprovecho, que más adelante querrá jugar y no volveré a saber lo que es levantarme mas tarde de las 9:30. Así que sí, confieso que no madrugo y disfruto de mis horas de sueño.

Como ella sigue "dormida" intento no hacer demasiado ruido cogiendo el bibe de la madrugada que está en la cabecera de la cama y el móvil que hace las veces de reloj nocturno y salgo de la habitación sigilosamente. Menos mal que tenemos otro baño fuera de nuestra habitación por que la mitad de las veces se despertaría y me tocaría levantarla... cosa que ya retrasa que desayune y me duche "tranquilamente".

Casi siempre consigo desayunar y ducharme antes de que mi peque se ponga a protestar. Como suele levantarse de muy buen humor la tarea de cambiarle el pañal, asearla y vestirla se retrasa entre pedorretas y monerías varias que le voy haciendo.
Dependiendo de a que hora se ha despertado en la madrugada, le toca desayunar inmediatamente después de cambiarla y vestirla o si se ha despertado más tarde, la dejo jugando en su mantita o hamaca y aprovecho para hacer la cama y ventilar su cuna, lavar biberones, recoger la cocina... todo esto corriendo muuucho para que no me eche de menos y no llore.

Empieza a protestar, a desayunar.
Se bebe su leche y nos preparamos para salir al mini paseo matutino que yo aprovecho para: comprar pan, si es martes pesarla en la farmacia, o comprar fruta y verdura en los Moros.
A veces salimos con el fular y otras en la silla. Depende del tiempo y donde vayamos a ir. 

Después volvemos no muy tarde por que la pequeñaja empieza a gemir pidiendo su siesta del carnero como yo la llamo. Hace poco (no sé cuanto) que la acuesto en su cuna, bajo la persiana, pongo su móvil en posición ruido blanco, sin luz y aunque llora un poquito a los 5 minutos se queda frita oliendo su Nita. Duerme durante una hora u hora y media... o a veces más.
Mientras tanto yo aprovecho para: hacer comidas o cenas, poner al día el blog, hacer algún trabajo de costura y a veces hasta me da tiempo a comer. Si se despierta antes, la pongo en su trona y dejo que me vea comer mientras ella probablemente llora o se "come" algún juguete... tiene más sueño y lo sé, por eso llora todo el tiempo. 
Después de comer, vuelvo a tumbarla en la cuna. Llora. No tiene hambre. Tiene sueño. Lo sé por que antes lo que hacía era prepararle un biberón que terminaba la mayoría de las veces en el fregadero... La acuno, pero no se duerme. Vuelvo a dejarla en la cuna. Y finalmente se calma y vuelve a dormirse.

Voy al salón, y o sigo haciendo cosas, como terminar lo que estaba haciendo con la máquina de coser o escribir, o tengo que consolar a la peque por que no consigue conciliar el sueño o es un día grande y solo descanso.

Oigo a la peque. Ahora si, tiene hambre. Son las 4 o 5 de la tarde. Le preparo el bibe, le cambio el pañal ¡y a merendar!
Después jugamos un rato juntas. La doy un sonajero, lo chupa y lo tira. Le doy una rana de peluche, la chupa y la tira. Así con todos los muñecos... le hago cosquillas, le pongo mi cara cerca de sus manos para que la toque. Le hago palmitas, le hago a Coco y sus galletas... despliego mi arte payasil para que aguante lo más posible sin ponerse tonta... pero la juerga llega a su fin. Se cansa enseguida así que empezamos a prepararnos para salir al paseo que "nunca acaba" a veces son las 7 o 7:30 de la tarde cuando salimos.
A veces se une el papi y alargamos como muy tarde hasta las 8:45... cuando llegamos a casa preparamos el baño y papá baña a la peque. Me la devuelve limpia y olorosa. Yo me preparo para la peor hora. La hora bruja. La peque esta cansada y consigo dormirla un poco en mis brazos hasta que cenamos. La cena transcurre con llantos de fondo y según los ánimos hay caras largas y silencio o conversaciones entre los llantos de mi peque, de como ha transcurrido la jornada...
La mayoría de las cenas como deprisa y salgo escopetada a lavarme los dientes, preparo la cama y el bibe. Papi le cambia el culo (como dice él) a la chiquitina. Y al fin, se hace el silencio en la estancia, cuando le meto la tetina en la boca a la enana. 
Los días en los que esta hiper cansada, se toma el bibe medio dormida. La tumbo en la cuna y cae ¡inconsciente! Esos días son los menos... desgraciadamente, la mayoría de los días para dormirse, como no, llora. 
Para calmarla tengo que meter la cabeza en la cuna, (menos mal que puedo...) acariciarla y susurrarle que mamá esta a su lado y que puede dormirse tranquila.
Normalmente no le cuesta. Otras noches si... depende. Yo aprovecho si no tengo sueño, para leer algún capitulo del libro que este leyendo en ese momento.
Todo el mundo duerme, hasta la toma de la madrugada en la que al mínimo ruidito, salto a prepararle el biberón. Hay días que la peque duerme hasta las 6 o 7 de la mañana otros días tiene hambre a las 4 o 5... pero siempre se duerme en cuanto termina de comer. (Hasta ahora lo ha hecho, aunque no desde el principio…)
A la que le cuesta coger el sueño es a la menda... pero no me quejo, por que al menos consigo dormir un par de horas más.

Y así es como transcurren mis días hasta ahora. Si es viernes, que es el día de limpieza general, la cosa cambia pero no demasiado, por que preparo la habitación antes que nada para que si la peque tiene sueño se pueda dormir sin problemas.
Pronto esta rutina, a veces improvisada, cambiará por que la peque empezará con los cereales y el resto de alimentos en dos semanas… habrá que reajustar de nuevo y adaptarse a los nuevos cambios… no va a ser un bebé eternamente y por eso dejo este recuerdo en estas líneas si algún día quieres saber como eran tus primeros meses con mamá.
Y tú ¿Cómo te apañas día a día con tu pequeñ@? ¿Te costó instalar una rutina? (Confieso que a mi me ha costado muchísimo) 

2 comentarios:

  1. Hola guapa, soy nueva por tu blog, la verdad que tienes mucha suerte de que sea tan dormilona y ooder hacer cosas tranquilamente por casa, he leido en otros blogs que no duermen mucho y no les da tiempo a hacer nada. Encantada de conocerte!! Iré leyendote!! Besitos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bienvenida!
      Tengo mucha, mucha suerte! La rutina esta es para ver si ella deja de llorar tanto por la tarde noche,por que dormir duerme muy bien, hasta el momento!
      Gracias por comentar y por leer :) un besito!

      Eliminar

¿Qué ópinas? ¡Anímate a comentar!